Podcasts de historia

AD69 Emperadores, ejércitos y anarquía, Nic Fields.

AD69 Emperadores, ejércitos y anarquía, Nic Fields.


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

AD69 Emperadores, ejércitos y anarquía, Nic Fields.

AD69 Emperadores, ejércitos y anarquía, Nic Fields.

El 69 d. C., o Año de los Cuatro Emperadores, vio a cuatro hombres tomar el trono imperial romano en una sucesión bastante rápida. Después del suicidio de Nerón, se desarrolló la dinastía julio-claudiana y el poder pasó a manos de la familia de Augusto. A lo largo del año, los aristócratas Galba, Otho, Vitelio y finalmente Vespasiano tomaron el poder, aunque solo Vespasiano pudo aferrarse a él y fundó una nueva dinastía. De manera bastante inusual, esta no fue una guerra civil de cuatro lados, sino una serie de tres conflictos separados, uno tras otro.

Hay dos lados de este libro, uno positivo y otro negativo. En el lado negativo, el autor se deja distraer por digresiones regulares sobre la política moderna. Estos vienen en lugares bastante extraños: una perorata considerable sobre los políticos parlamentarios aparece en medio de una sección sobre Tácito. También hay una tendencia a hacer suposiciones sobre la vida militar romana basándose en las propias experiencias del autor en los Royal Marines. Si bien estoy seguro de que muchos aspectos fueron similares, siempre es peligroso hacer ese tipo de suposición sobre la vida hace 2.000 años en un mundo cultural totalmente diferente.

En el lado positivo, el libro generalmente está bien organizado: se trata a cada Emperador por turno, enfocándose en los eventos desde su punto de vista, por lo que en la mayoría de los casos la próxima rebelión llega bastante tarde en el capítulo y con pocos detalles de las acciones de El rebelde. Luego, el autor vuelve al comienzo de la historia del próximo usurpador en el siguiente capítulo. Esta es una técnica bastante efectiva una vez que te das cuenta de lo que está pasando. El texto principal está respaldado por una serie de apéndices generalmente útiles sobre el ejército romano de la época, seguidos de una sección considerable de notas que en realidad incluye material interesante y referencias.

En general, este es un buen estudio de un año desastroso en la historia romana, pero habría sido mejor si el autor se hubiera controlado y se hubiera centrado más en el tema.

Capítulos
1 - El emperador retorcido
2 - El Emperador Septuagenario
3 - El Emperador de los Cien Días
4 - El emperador epicúreo
5 - El Hacedor Emperador
6 - El cuarto hito
7 - Conflicto con Civilis
8 - El emperador victorioso
9 - Los emperadores eternos
Epílogo: ganadores y perdedores

Apéndices
1 - Provinciae Imperii Romani
2 - Ejército del Principado - Orígenes
3 - Ejército del Principado - Organización
4 - Ejército del Principado - Equipo
5 - Lo que comieron los soldados romanos
6 - ¿Cuántas legiones?
7 - Clave de los títulos legionarios
8 - Escudo de artillería de IIII Macedonica
9 - Sucesión imperial
10 - El culto de Iuppiter Dolichenus
11 - Autores Antiguos

Autor: Nic Fields
Edición: tapa dura
Páginas: 256
Editorial: Pen & Sword Military
Año 2014



AD69 Emperadores, ejércitos y anarquía, Nic Fields. - Historia

+ & pound4.50 Entrega en el Reino Unido o Entrega gratuita en el Reino Unido si el pedido ha terminado y pound35
(haga clic aquí para conocer las tarifas de envío internacional)

¡Haga su pedido dentro de las próximas 9 horas, 2 minutos para que su pedido sea procesado el siguiente día hábil!

¿Necesita un conversor de divisas? Consulte XE.com para conocer las tarifas en vivo

Otros formatos disponibles - ¡Compre el libro de tapa dura y obtenga el libro electrónico gratis! Precio
AD69: Emperadores, ejércitos y anarquía ePub (16,5 MB) Añadir al carrito & libra4,99
AD69: Emperadores, ejércitos y anarquía Kindle (37,7 MB) Añadir al carrito & libra4,99

Con la muerte de Nerón por su propia mano temblorosa, la dinastía julio-claudiana mal ordenada y mal protagonizada llegó a un final ignominioso, y Roma estaba lista para tomarla. Esto fue el 9 de junio del 68 d. C. El año siguiente, comúnmente conocido como el "Año de los Cuatro Emperadores", fue probablemente uno de los peores de Roma.

La muerte de Nerón planteó una cuestión crítica para el Imperio. ¿Cómo podría un nuevo hombre ocupar el trono vacante en Roma y establecer una nueva dinastía? Esta situación nunca se había presentado antes, ya que en todas las sucesiones anteriores el nuevo emperador tenía alguna relación con su predecesor, pero el psicótico y paranoico Nerón había eliminado a todos los parientes elegibles. ¿Y cómo podría un nuevo emperador asegurar su posición legal y autoridad con respecto al Senado y al ejército, así como a aquellos que tenían intereses creados en el sistema, la Guardia Pretoriana? El resultado fue que generales ambiciosos y sin escrúpulos del imperio cayeron en una sangrienta lucha por el poder para decidir quién tenía derecho a usar la púrpura imperial.

Tácito, a su manera ácida, comenta que "se había revelado uno de los secretos del gobierno: se podía crear un emperador fuera de Roma". Esto se debió a que la autoridad imperial se basaba en última instancia en el control de los militares. Por lo tanto, para retener el poder, un jugador en el juego de tronos tenía que obtener un control inquebrantable sobre las legiones, que estaban esparcidas a lo largo de los límites del imperio. Por supuesto, esto a su vez significaba que los propios soldados podían imponer su propia elección. De hecho, resultó que incluso si un emperador ganaba el reconocimiento en Roma, esto no contaba para nada frente a la oposición de los ejércitos en las provincias fronterizas. Fue necesario un año tumultuoso de guerra civil y la muerte de tres candidatos imperiales antes de que un cuarto candidato pudiera llegar a la cima, permanecer allí y establecer para sí mismo una nueva dinastía. Nic Fields narra los giros y vueltas y los acontecimientos militares de este breve pero sangriento período de la historia romana.

El autor tiene un estilo de escritura atractivo que da vida a este período de conflicto. El año que siguió a la desaparición del paranoico Nerón fue uno de los más turbulentos en la historia de la Antigua Roma: el más recomendado.

La beca de Fields es sólida.

Roman Times Blogspot - Mary Harrsch

En general, este es un buen estudio de un año desastroso en la historia romana.

www.historyofwar.org

El autor tiene un estilo muy legible y ha elegido un período en la historia romana que ofrece muchos giros y vueltas a medida que Roma emergió del período de gobierno de Nerón. El resultado es un relato fascinante de una parte fascinante de la historia romana.

Trinchera de fuego

Nic Fields, un ex Royal Marine, nos guía a través de este año de tumulto, primero nos presenta a Nero y luego nos guía paso a paso a través de los eventos posteriores con un estilo de escritura fácil y atractivo. Parece que conocemos a más personas que el elenco de Game of Thrones (¡con aproximadamente la misma tasa de mortalidad!) Pero con la ventaja adicional de que esto es historia, no ficción.
Este libro es historia para los mortales, con una narrativa tremendamente entretenida que mantiene al lector interesado y con ganas de saber "¿qué pasó después?".
Recomendado.

Revista de juegos de guerra en miniatura

Nic Fields, es un ex Royal Marine Commando convertido en erudito clásico y ahora historiador militar y guía turístico a tiempo completo. Entre sus muchos trabajos anteriores se encuentran Señores de la guerra de la Roma republicana: César contra Pompeyo (2008), Conquistas Romanas: Norte África (2010), El camino espartano (2012), 69 d.C .: Ejércitos, emperadores y anarquía (2014), Ciudad de Dios: Constantinopla bizantina, y Victoria de Dios: Lepanto 1571 (próximamente en 2020), todos publicados por Pen & amp Sword.


Reseña del libro: "AD69: Emperors, Armies and Anarchy", Nic Fields

[Copia de revisión gratuita proporcionada por Pen and Sword Books. Se aplica mi declaración habitual. Precio & # 16325 tapa dura, o & # 16315 digital.]

Lo que tenemos aquí es un libro de tapa dura de muy buen aspecto, de unas 250 páginas, que cubre el Año de los Cuatro Emperadores, en el que, a raíz de la muerte de Nerón, el puesto de Emperador Romano fue ocupado en una sucesión bastante rápida por Galba, Otho y Vitelio antes de instalarse en las manos notablemente más estables de Vespasiano. Es donde la colección de formas de morir en la púrpura imperial pasa de lo meramente sospechoso (¿no De Verdad ¿morir por causas naturales?) y comienza a ponerse interesante: Nerón (suicidio), Galba (asesinado por sus pretorianos), Otón (suicidio), Vitelio (asesinado por las tropas de Vespasiano). Desde el punto de vista de los juegos de guerra, es una excusa fabulosa para enfrentar a legionarios contra legionarios: sea testigo de nuestro día de campaña de WAB en noviembre pasado, que tuvo como tema los eventos de este año.

Aquí están todos los componentes de un libro realmente bueno. Cubre el período previo a la muerte de Nero y toda la historia del 69 d.C., con muchas cosas interesantes sobre la organización legionaria, fuentes antiguas, algunas especulaciones fascinantes sobre la motivación de varias personas, algunos paralelismos interesantes con el aquí y ahora, etc. Pero. y realmente odio decir "pero", porque quería que me gustara este libro.

Las campanas de advertencia sonaron cuando lo primero que leí después de dar la vuelta a la página de contenido son los títulos completos de todas las placas en el medio del libro. ¿Eh? Pasando al centro, todas las fotos tienen subtítulos cortos. así como . Mejor, seguramente habría estado enfrentando páginas de pies de foto y fotos? Cualquier cosa que me impida moverme desde el principio del libro hasta la mitad y viceversa cada vez que quiero los detalles de una foto.

El texto principal en sí cubre toda la historia, con, hay que decirlo, una gran cantidad de editorialización por parte del autor, con algunas de las cuales me resulta difícil estar de acuerdo y otras menos. Pero llegas a la palabra ' FINIS 'en la página 99. Las siguientes 140 páginas son: apéndices, varios de ellos fascinantes, una lista extensa de notas a pie de página, una bibliografía y un índice bastante decente. Más de la mitad del libro es no el texto principal. Más concretamente, muchos de los apéndices pertenecen en el texto principal, por ejemplo, el discurso de Galba después de que fue nombrado emperador y adoptó a Pisón Liciniano reside por alguna razón en el Apéndice 9, al igual que el lex de Imperio Vespasiani, la ley que el Senado promulgó en los últimos días del 69 de diciembre para conferir el poder a Vespasiano. Muchas de las notas a pie de página tienen de diez a veinte líneas y muchas contienen información valiosa e interesante. ¿Realmente se supone que debo leer con un dedo en la página apropiada de notas al pie y buscar cada una sobre la marcha? Seré honesto: no leí un buen tercio de este libro por número de páginas, y eso realmente no es algo bueno para un crítico.

¿En breve? Es un libro frustrante, que no se puede leer de adelante hacia atrás si desea obtener todo su contenido considerable e interesante en cualquier apariencia de un orden o contexto sensato. Y eso es una lástima, porque las palabras, las oraciones, los párrafos y las imágenes contienen individual y solidariamente los ingredientes de un libro realmente bueno sobre un período fantástico de la historia, que fundamentalmente se ha elaborado mal.

1 comentario:

Comentarios interesantes.
Curiosamente, he encontrado libros de S & ampW bastante irregulares en la calidad del contenido, aunque me he centrado principalmente en el período IIWW. De sus comentarios infiero que este puede ser uno de esos casos.

Los puntos de vista y opiniones expresados ​​aquí son los del comentarista, no los míos. Me reservo el derecho de eliminar comentarios si los considero inaceptables. Desafortunadamente, debido al spam persistente de una fuente, me vi obligado a activar captchas para comentarios.


AD69 Emperadores, ejércitos y anarquía, Nic Fields. - Historia

Use espacios para separar las etiquetas. Utilice comillas simples (') para las frases.

Visión general

Con la muerte de Nerón por su propia mano temblorosa, la dinastía Iulio-Claudiana mal ordenada y mal protagonizada llegó a un final ignominioso, y Roma estaba lista para tomarla. Esto fue el 9 de junio del 68 d. C. El año siguiente, comúnmente conocido como el & # 039 Año de los Cuatro Emperadores & # 039, fue probablemente uno de los peores de Roma. La muerte de & # 8232 & # 8232Nero & # 039 arrojó una pregunta crítica para el Imperio. ¿Cómo podría un nuevo hombre ocupar el trono vacante en Roma y establecer una nueva dinastía? Esta situación nunca se había presentado antes, ya que en todas las sucesiones anteriores el nuevo emperador tenía alguna relación con su predecesor, pero el psicótico y paranoico Nerón había eliminado a todos los parientes elegibles. ¿Y cómo podría un nuevo emperador asegurar su posición legal y autoridad con respecto al Senado y al ejército, así como a aquellos que tenían intereses creados en el sistema, la Guardia Pretoriana? El resultado fue que ambiciosos e inescrupulosos generales del imperio cayeron en una sangrienta lucha por el poder para decidir quién tenía derecho a usar la púrpura imperial. se había revelado: se podría crear un emperador fuera de Roma & # 039. Esto se debió a que la autoridad imperial se basaba en última instancia en el control de los militares. Por lo tanto, para retener el poder, un jugador en el juego de tronos tenía que obtener un control inquebrantable sobre las legiones, que estaban esparcidas a lo largo de los límites del imperio. Por supuesto, esto a su vez significaba que los propios soldados podían imponer su propia elección. De hecho, resultó que incluso si un emperador ganaba reconocimiento en Roma, esto no contaba para nada frente a la oposición de los ejércitos en las provincias fronterizas. Fue necesario un año tumultuoso de guerra civil y la muerte de tres candidatos imperiales antes de que un cuarto candidato pudiera llegar a la cima, permanecer allí y establecer para sí mismo una nueva dinastía. Nic Fields narra los giros y vueltas y los acontecimientos militares de este breve pero sangriento período de la historia romana.


Nic Fields, Steve Noon

Publicado por Osprey Publishing 10/11/2007 (2007)

Desde: Bahamut Media (Reading, Reino Unido)

Acerca de este artículo: Libro de bolsillo. Estado: Muy bueno. Mediodía, Steve Ilustrador. Enviado en 24 horas desde nuestro almacén del Reino Unido. Libro limpio, sin daños, sin daños en las páginas y con un desgaste mínimo de la cubierta. Lomo todavía tenso, en muy buen estado. Recuerde que si no está satisfecho, está cubierto por nuestra garantía de devolución del 100% del dinero. Del artículo: 6545-9781841761800Imagen del vendedor


Bucellarii

Bucellarii (el plural latino de Bucellarius literalmente "come galletas", [1] Griego: Βουκελλάριοι ) eran formaciones de tropas de escolta utilizadas en el Imperio Romano en la Antigüedad Tardía. [2] [a] Fueron empleados por figuras militares de alto rango (como Flavius ​​Aetius y Belisarius) o funcionarios civiles. [2] [3] La palabra se deriva del tipo de raciones de pan que comen estas tropas, las llamadas buccellatum. [2] El término bucellarii entró en uso común durante el reinado del emperador Honorio (r. 395–423). [2]

Según Jon Coulston, uno bucellarii regimiento está atestiguado en el Notitia Dignitatum. [2] La creación del bucellarii reflejó un aumento en el "uso de séquitos armados por parte de funcionarios públicos" en el Imperio Romano. [2] Estos ejércitos fueron, por tanto, asociados con el declive de la autoridad imperial porque demostraron que ya no tenía el monopolio de la violencia. [4] [5] El bucellarius Tenía estrechos vínculos con su comandante, apoyándolo en su disputa con otros comandantes e incluso contra el estado. Esto lo demuestra el ejército de Heracliano, que se utilizó en su intento de arrebatar Italia al emperador Honorio. [6]

Coulston señala que el bucellarii proporcionó la mejor caballería en los ejércitos romanos de los siglos V y VI, y fueron "reclutados entre romanos, persas, godos y hunos, entre otros". [2] El reclutamiento de soldados de origen bárbaro está bien documentado, como lo demuestra la descripción del ejército heredado por la viuda de Constancio, Galla Placida. [6] El poeta Claudio también describió el bucellarii como un ejército de bárbaros bajo el mando de figuras militares, políticos y caudillos como Estilicón, Aecio y el prefecto pretoriano Rufino. [5]

los bucellarii generalmente recibían los salarios más altos y estaban armados con el mejor equipo de las fábricas del imperio. [7] Algunas fuentes afirman que el bucellarii eran mercenarios y describen a sus líderes como soldados de fortuna. [4] Este fue particularmente el caso de las compañías militares que operaron en Italia desde los siglos VI al VII. [4]


Publicado por Osprey Publishing (2015)

De: WorldofBooks (Goring-By-Sea, WS, Reino Unido)

Acerca de este artículo: Libro de bolsillo. Estado: Muy bueno. Mediodía, Steve Ilustrador. El libro ha sido leído, pero está en excelentes condiciones. Las páginas están intactas y no están estropeadas por notas o resaltados. La columna permanece intacta. Del artículo: GOR009489230Imagen del vendedor


¿Qué libros de historia has comprado recientemente? v.2

[ame = & quothttp: //www.amazon.com/gp/product/1781591881/ref=oh_aui_detailpage_o03_s00? ie = UTF8 & amppsc = 1 & quot] AD69: Emperadores, ejércitos y anarquía: Nic Fields: 9781781591888: Amazon.com: [email & # 160 ] @ [email & # 160protected] @http: //ecx.images-amazon.com/images/I/ [email & # 160protected] @ [email & # 160protected] @ 51vP0PprV-L [/ ame]

[ame = & quothttp: //www.amazon.com/gp/product/1853141003/ref=oh_aui_detailpage_o04_s00? ie = UTF8 & amppsc = 1 & quot] Celtic Battle Heroes: Macbeth, Cuchulain, Boadicea y Fionn MacCumhaill (Heroes y John Warriors S.) Matthews RJ Stewart: 9781853141003: Amazon.com: [email & # 160protected] @ [email & # 160protected] @http: //ecx.images-amazon.com/images/I/ [email & # 160protected] @ [email & # 160protected] @ 51c- Ddx95GL [/ ame]

Jueves

¿Alguien lo ha leído? ¿Pensamientos? Me di cuenta de que no tenía comentarios en Amazon y estaban agotados, pero encontré un buen trato en uno nuevo de otro de sus guardabarros.

Solo quería dejar algunos pensamientos sobre el trabajo de MacDougall.

Primero, mi copia tenía todas sus páginas.

Con eso fuera del camino, el trabajo de MacDougall estaba en una posición de desventaja conmigo desde el principio, ya que acababa de terminar el de Lazenby. Guerra de Aníbal en el que la profundidad y el detalle de la campaña de Hannibal no podía competir con el trabajo de MacDougall. Dicho esto, disfruté de las & quot; observaciones de las citas & quot de MacDougall al final de cada capítulo, siendo él no solo un historiador sino también un ex oficial militar. Esto contrasta con que Lazenby incluso admitiera al final de su trabajo que era un & quot; mariscal de campo en silla de quotarm & quot; sin experiencia en combate y que insinuaba lo que Hannibal pensaría de su trabajo debido a esto.

MacDougall, por otro lado, aunque anticuado, ofreció la perspectiva de un ex oficial militar. También sus referencias a cómo las fuerzas de la Segunda Guerra Púnica no podrían haber igualado a sus fuerzas `` modernas '' del siglo XIX y, aunque el calvario en la antigüedad a menudo decidía los resultados de las batallas, no tendrían ninguna posibilidad contra un rifle Enfield. Fue divertido, aunque estoy seguro de que MacDougall no lo pretendía de esa manera.

También su relato de Hannibal tomando la ofensiva en Zama después de que Scipio rompió su segunda línea en lugar de la representación de Lazenby (y otros) de Hannibal esperando y permitiendo que Scipio se reagrupe parece plausible. Aunque iría en contra de la táctica habitual de Hannibal de permitir que su infantería se pusiera a la defensiva mientras su calvario decidía la batalla en otra parte. Con su calvario habiendo sido barrido del campo, ¿tal vez Hannibal se dio cuenta de que el tiempo no estaba de su lado?

En resumen, fue una lectura rápida con algunas perspectivas interesantes. Vale la pena leerlo, aunque lo recomendaría primero seguido de un relato más detallado como el de Lazenby.


Joanna Briscoe

Estás seguro de que quieres continuar?

Hubo un error al volver a conectar. Inténtalo de nuevo.

Hay una sesión abierta en otro dispositivo.

Hubo un error al volver a conectar. Inténtalo de nuevo.

Para continuar debes revisar y aceptar los permisos y políticas obligatorias (marcadas con *).

Si necesita ayuda o más información, comuníquese con nosotros al [email & # 160protected]

Hubo un error al volver a conectar. Inténtalo de nuevo.

Hubo un error al volver a conectar. Inténtalo de nuevo.

Intentamos cobrar su suscripción, pero el pago falló. Esto es lo que nos ha dicho su banco / tarjeta:

Si desea continuar con su suscripción, es posible que deba comunicarse con su banco o puede cambiar su información de pago aquí:

¿Tiene alguna otra preocupación? Escribe a [email & # 160protected] y te ayudaremos.


Estos demonios se usaron para matar a un tercio de la humanidad (v.15)

Permítanme darles un punto más, y eso se ve en el versículo 15: "Entonces los cuatro ángeles fueron liberados; habían sido preparados para la hora y el día y el mes y el año" y aquí viene la frase que no hemos tratado. sin embargo: "- para que pudieran matar a un tercio de la humanidad".

La mayoría de los comentarios preteristas parciales tratan de eludir esta última afirmación, ya que les parece exagerada. ¿Fue realmente muerto un tercio de la humanidad en ese momento? Si lee los argumentos premilenialistas en contra de nuestra posición, se afirma que este es un argumento contundente contra nosotros. Y no estoy nada satisfecho con ninguna de las respuestas del Preterista Parcial que he leído hasta ahora. Así que este es un tema serio que merece al menos unos minutos de consideración.

Permítanme, en primer lugar, descartar algunos argumentos poco convincentes que han sido utilizados por nuestro propio campo. Mullholland sugiere que toda la humanidad está dividida en tres grupos de tamaño desigual: un grupo sellado por Dios, un grupo juzgado por Dios y un grupo que no está sellado ni juzgado pero que tiene la oportunidad de arrepentirse. Entonces, un tercio de esos grupos mueren en su interpretación. Pero eso parece forzado. Parece referirse a un tercio de la humanidad, no a uno de los tres grupos muy desiguales. Entonces no estoy satisfecho con esa explicación.

Otros en nuestro campamento aplican esto solo a los hombres de Israel. Si bien eso es técnicamente posible, no se ajusta a dos hechos: primero, mucho más de un tercio de los judíos fueron aniquilados en todo el imperio. En segundo lugar, no parece encajar en el contexto de idolatría de ídolos literales en los versículos 20-21. Los judíos no adoraban ídolos de madera, piedra, bronce y oro. Parece mejor tomar esto como una referencia a la humanidad dentro del Imperio Romano o la Humanidad en general. Casi no tenemos idea de las cifras de muertes en China y otras partes del mundo a partir de este momento, por lo que no podría decir de una forma u otra si murió un tercio de la población mundial. Sospecho que no.

Pero hay cuatro argumentos sobre por qué esto probablemente esté relacionado con el mundo del Imperio Romano. Primero, en la sección paralela del capítulo 16:14, los demonios del Éufrates salen de la boca de la bestia, de modo que la conecta a Nerón con Roma. No estamos hablando de China o América del Norte. En segundo lugar, habla del reyes en el Éufrates, por lo que esa es la segunda conexión que parecería indicar que son gentiles, y va más allá de los judíos. Pero el Éufrates todavía está dentro del Imperio Romano, por lo que excluye a China. En tercer lugar, utiliza el término griego οἰκουμένης, que se define en el diccionario como aplicado normalmente al Imperio Romano (o al mundo como una unidad administrativa bajo Roma). Y por último, habla de ellos viniendo a la tierra de Israel para hacer la guerra en Meguido. Roma vino a Meguido, pero China no. Y nuestro pasaje también habla de los demonios que vienen del Éufrates, el lugar donde las unidades auxiliares se combinaron con las cuatro legiones de Vespasiano que fueron traídas a Israel. Y el punto es que estos demonios se desatarían no solo sobre Israel (que es donde muchos preteristas parciales restringen esta actividad demoníaca), sino también sobre todo el imperio durante los próximos tres años y medio. Este es un juicio de pacto contra Israel y Roma.

Pero todavía surge la pregunta: "¿Murió un tercio de la humanidad en el Imperio Romano entre los años 67 y 70 d. C.?" Y creo que la respuesta es "Sí". Ahora, los futuristas dirán: "De ninguna manera. No hay evidencia de esta enorme cantidad de muertes". Personas como Tim LaHaye han estado realizando recientemente un ataque frontal contra el preterismo parcial, y este es uno de sus argumentos. Bueno, ruego diferir con ellos, hay evidencia.

Parte del problema es que los eruditos seculares están en todo el mapa sobre lo que podría haber sido la población del imperio. He leído numerosos artículos y libros que estudian la demografía de ese período. [5] Si las estimaciones de Gibbon para la población en la primera mitad del siglo son correctas (y él tiene la estimación más alta con 120 millones), entonces la población se redujo en mucho más de un tercio. Pero otros han estimado la población romana antes de estos años en 83 millones (Moreau de Jonnes), 70-90 millones (Michael Grant), 70 millones (Beloch & amp Stein), 50-60 millones (Finley), 50 millones (Duncan, Jones y McMullen) y 39 millones (McEvedy). Bueno, si estás en todo el mapa así, es casi imposible usar la demografía para probar el cumplimiento o el incumplimiento. La mayoría de la gente dice que probablemente estaba en el rango de los 55 millones. Pero si alguna de las primeras cuatro estimaciones es correcta sobre el tamaño de la población, entonces los liberales no tienen base para cuestionar las Escrituras infalibles. Dios dijo que un tercio moriría, y eso es suficiente para mí. Pero debido a que Premils ha estado planteando este versículo recientemente como una objeción al preterismo parcial, quiero tratarlo solo unos minutos más para mostrar que hubo una muerte masiva durante este tiempo.

Y mi principal fuente de información es Tácito, un historiador romano que vivió durante este tiempo. Cuando lees sus cinco volúmenes que cubren 68-70 d.C. (se titulaban, Las historias), ves un lenguaje que describe la carnicería absoluta durante estos años. Y la carnicería no fue solo contra los bárbaros que se habían rebelado. Eso ya era bastante malo, pero las guerras civiles tenían legiones romanas luchando contra otras legiones y diezmando su número. Tácito habla de "un gran número" de soldados romanos muertos. [6] Tampoco estaban exentos los ciudadanos de a pie. Cremona fue masacrada, al igual que otras regiones.

Entonces, ¿por qué no leemos más sobre estas cosas? Parte del problema es que muchos eruditos del establishment tienden a dudar de la carnicería, y mi sospecha de por qué dudarían de lo que dicen los historiadores antiguos es porque estropea su brillante imagen de Roma. Y también tienden a restar importancia a otros cambios significativos en las cifras. Por ejemplo, sobre el tamaño reducido de la ciudad de Roma a la que acabo de hacer referencia, Whitney Oates dice:

A primera vista, esto parece imposible. A pesar de que . la ciudad había sufrido severamente de enfermedades y pestilencias, no tenemos ninguna garantía para concluir que la ciudad había disminuido en tamaño en más de la mitad. Por tanto, nos vemos obligados a rechazar tal interpretación. [7]

Y mi respuesta es: "¿Por qué? ¿Por qué es imposible la interpretación literal de los hechos?" ¿Y por qué muchos académicos descartan los genocidios registrados por los historiadores como verdaderos genocidios? Es solo una corazonada, pero creo que es porque idolatran a Roma. Durante más de 1000 años, los eruditos han buscado en Roma el modelo ideal de un estado. Entonces, si los historiadores dicen que Julio César mató a un millón de galos en un conflicto y esclavizó a otro millón, debe ser una hipérbole. Julio César es demasiado héroe para participar en un genocidio. Esa es una mala palabra, al menos cuando se usa para describir las atrocidades romanas. ¿Hubo realmente medio millón de judíos asesinados en Israel y entre 3 y 7 millones más asesinados en todo el imperio? Dicen que Josefo debe haber estado exagerando. Suena demasiado a genocidio y se minimiza. Incluso los cristianos han idolatrado a Grecia y Roma. Pero Roma y Grecia eran demoníacas hasta la médula y no hay una buena razón para idolatrarlas. Y me gusta la forma en que Nic Fields hace estallar esta ilusión en su reciente libro de historia de 2014 que cubre solo el año 69 d.C. Dice:

"A los historiadores en general les gusta animarnos a recordar a Roma como una fuente gloriosa de la civilización occidental. Me resulta difícil estar de acuerdo con esta propuesta. En lugar de quedar deslumbrado por su supuesta gloria, es mejor ver a Roma como 'ese inmenso monumento de arrogancia '. Así que de aquí en adelante abandona cualquier noción sobre la gloria que fue Roma o el noble legado que ostensiblemente nos dejó ".

Y yo digo: "Amén". Para cuando termines su libro, Roma y todo lo que representa te enfermará. La brutalidad de Roma durante los próximos años despobló un tercio del imperio.

¿Quiénes murieron todos? Intentemos sumar la información que tenemos. Los cristianos continuaron muriendo durante más de un año, hasta el 9 de junio de 68 cuando murió Nerón. Como mencioné en un sermón anterior, la iglesia fue casi exterminada. Por mucho que la iglesia hubiera avanzado en todo el mundo, ser casi exterminada afectaría enormemente a la población mundial. Si el Imperio Romano era de 55 millones (como creen la mayoría de los eruditos establecidos) y si los cristianos se contaban en los millones multiplicados (como ya hemos establecido), entonces ya estamos acumulando algunos porcentajes significativos. Asumamos una cifra conservadora de cinco millones de cristianos. Eso sería casi el 10% de la población total. Sería menos si se siguieran las estimaciones más altas de los primeros cuatro académicos, pero sigue siendo significativo. Y si sigue las estimaciones más altas, entonces es un desastre que un tercio de la población murió.

Los judíos son la siguiente categoría que se suma a este holocausto. Continuaron siendo asesinados en todo el imperio hasta principios de 74. De hecho, la cifra más baja de judíos asesinados en todo el imperio que posiblemente podría ser sostenida es de 4 millones (que es lo que sostienen algunos eruditos del establishment), pero varios eruditos han demostrado que está mucho más cerca de la marca de los siete millones. Si la población romana fuera más alta, entonces esta cifra también aumentaría, porque los judíos constituían aproximadamente el 15% de la población total [8], el 10% en Occidente y el 20% en Oriente. [9] Las muertes judías por sí solas habrían comprendido más del 10% de la población y es necesario agregar a los cristianos a eso. Entonces ya nos estamos acercando al 20%. Esto habría tenido un impacto devastador sobre la población y la economía del imperio. Y trataremos ese tema en la segunda mitad del libro con mucho más detalle.

Pero los bátavos alemanes fueron masacrados en su levantamiento, y otros levantamientos bárbaros fueron brutalmente reprimidos. Es imposible leer los cinco volúmenes de Tácito ' Las Historias, sin darse cuenta de una pérdida masiva de vidas. Lo cual, por cierto, señala Fields, era típico de los ejércitos de Roma. La vida no significaba mucho para ellos.

Luego hubo legiones romanas luchando contra otras legiones romanas en las guerras civiles del 69 d. C. Los mejores de los mejores se enfrentaron entre sí. Y no mostraron piedad con las legiones y los ejércitos auxiliares que apoyaban al emperador perdedor. Recuerde que el 69 d.C. fue el año de los cuatro emperadores, y hubo una guerra civil durante todo ese período. Pero los propios bátavos eran un ejército poderoso y aniquilaron dos legiones romanas. Tácito no da un número exacto de legionarios muertos, pero dice que fue "un gran número". Dos legiones adicionales se pusieron del lado de los bátavos, lo que significa que fueron el bando perdedor una vez que Roma los pisoteó. Así que ahora tenemos cuatro legiones en problemas. No tenemos porcentajes que agregar, pero cuando Tácito habla de enormes áreas llenas de cadáveres de soldados romanos, hay algo que debe agregarse a los porcentajes que ya hemos visto. Ahora es superior al 20%.

Pero también murieron civiles romanos no combatientes durante todo el año 69, el año de los cuatro emperadores. Los relatos de Tácito te revuelven el estómago ante la brutalidad de los soldados romanos contra sus conciudadanos romanos. Fue una de las cosas que hizo que nuestros padres fundadores juraran que no habría un ejército permanente en Estados Unidos: temían lo que un ejército podría hacerles a sus propios ciudadanos. Y de hecho, no tienes que mirar más allá de la Guerra entre Estados, ¿verdad? Los ejércitos desatados contra nuestros propios ciudadanos produjeron una carnicería absoluta.

Solo les daré un pequeño párrafo del libro de historia de Field sobre el año 69 d.C. para darle un pequeño vistazo. Habla de lo que le sucedió a una ciudad por ponerse del lado del emperador equivocado. Ya habían perdido muchas vidas durante el conflicto, pero Fields describe lo que pasó con los ciudadanos. después la rendición había ocurrido. Él dice,

En cualquier guerra es el civil atrapado en el conflicto el que más sufre, y los habitantes de este próspero pueblo no iban a ser la excepción a pesar de una muestra de rendición, fueron víctimas de saqueos indiscriminados, violaciones y carnicerías, las formas más espantosas. de licencia de soldado, los últimos vicios de la guerra. Un holocausto de muerte y destrucción limpió toda la ciudad. .

Los Flavios ahora estaban completamente fuera de control. Vagaron sin control por la ciudad, violando y asesinando, saqueando y destruyendo, y luego durmieron borrachos de vino, lujuria y sangre. Tal fue la violación de Cremona. [10]

And by the way, the statements that Tacitus, Seutonius, Cassius, and others give of the crazy behavior of the Romans fit our interpretation that these demons were unleashed upon Rome. Just as Josephus describes the Jews as being either insane or demon possessed during the years 68-70, Tacitus' descriptions of the mob activities, suicides, mass killings and torture, and the crazed behaviors of barbarians and Romans alike seems to point to a time of demonization amongst the Romans as well.

And we haven't even touched on those killed by plagues and fires during this time. R. Bagnall and B. Frier have pored over 300 census returns filed in Egypt during the first three centuries since the birth of Jesus and tried to come up with Demographic tables and mortality rates for Romans. Their conclusion was that life expectancy from birth for Roman females was between 20-30 years and males was between 22 and 25 years. If that was true, then something devastating must have happened during this time. The huge numbers of widows and orphans alone seems to point to vast numbers of males being killed in the latter part of the first century. So even though we do not have any slam-dunk numbers, neither do those who question this verse being fulfilled. And certainly there is abundant evidence of mass death that seems to credibly approach the 33% mark.

When we get to chapter 11 I will give you evidence of a tidal wave that covered the region of Lycia and a great deal of Egypt. Cassius didn't say how many died, but it must have been an enormous number. So you would have to add that to the numbers.

I'll give you just one more example of statistics that we have. Though the evidence is disputed, there is evidence that the city of Rome declined in its population tremendously between AD 14 and 200, going from 1,250,000 in AD 14 [11] to 570,000 around AD 200. That would be a reduction of the size of the city by 55% in less than 200 years. Now, how much of that happened during these next three years, we do not know. But skeptics need to account for those kinds of things. They point strongly in favor of the Partial Preterist interpretation.

And to those who are still skeptical, I would point to the fact that there was a far worse reduction of the population under later emperors that is impossible to contest, so to dismiss this smaller number of one third as being ridiculous when they do not have any concrete evidence, is simply skepticism, not an argument. Tacitus is definitely on our side on this debate. And that is as much as I will deal with this question.

But let me end with five concluding applications. First, we have seen that you can absolutely trust the numbers and statistics of the Bible. The calendar statistics alone makes you realize that the Bible is inspired and inerrant if you weren't already convinced of that. But we can trust the Bible completely and implicitly.

Second, God is never late. The saints in chapter 6 who were praying for judgment the previous year may have thought that He was late, but He was not. God was prepared down to the hour, day, month, and year. We can trust Him to be there when we need Him.

Third, we no poder trust civil governments to do what they have promised to do - especially if they are led by unbelievers. The book of Revelation makes it unmistakably clear that civil leaders can easily be moved by demons. Even if they want to fulfill their promises, they are limited in what they can do.

Which means fourthly, that we should not entrust too much power to civil governments. The apostle John will more fully address that issue in the second half of the book, where he describes civil governments as beasts and demonic. And in doing that, it is simply following the lead of the book of Daniel, which describes the demonic king Nebuchadnezzar as having "the heart of a beast" (Dan. 4:16). And the beast that Babylon was likened to was its god - a winged lion. It was a demon. So for his government to be described as that beast was to be described as that demon. The demon holds sway over Nebuchadnezzar. And Daniel 7:24 describes the conversion of Nebuchadnezzar in these words:

The first [beast] was like a lion, and had eagle’s wings. I watched till its wings were plucked off and it was lifted up from the earth and made to stand on two feet like a man, and a man’s heart was given to it.

That shows the Christianization of Babylon making it rational. Once Nebuchadnezzar was converted, his empire was no longer described as a beast or as demonic. The only other government not treated as bestial and demonic was the kingdom that the Messiah was prophesied to establish.

And what is the point? The point is that we should desire Christians in office. Whatever good intentions an unbelieving politician might have, he is still under the sway of the wicked one - 1 John 5:19. And this was a truism in early America. They would quote David's statement, "He who rules over men must be just, ruling in the fear of God." Listen to what the first Chief Justice of the United States Supreme Court, John Jay, said:

Providence has given to our people the choice of their rulers, and it is the duty, as well as the privilege and interest of our Christian nation to select and prefer Christian rulers for their rulers.”

When you once take the demonic into consideration, voting for an unbeliever doesn't make sense. If even a compromised Christian like King David could be moved by Satan to do a horrible statist thing - the census, think of what Satan can do in moving other politicians.

My last application is that we should bring our prayers before the throne of grace and seek God's mercy for His church. These kinds of culture battles will ultimately be won by spiritual warfare alone. And when we are praying, it is good to keep in mind that God's ultimate goal is righteousness exalting every nation of the world - the kind of righteousness that the nations at the end of this book have. So pray. Make wise use of the golden altar of incense. Amén.

Translation of the Majority Text by Wilbur M. Pickering - The Sovereign Creator Has Spoken. The first word "And" was changed by me to "Then." ↩

My calendar program is the one developed by E. W. Faulstich. The figures can be cross-checked with calculations he has done in his collected writings. ↩

Conybeare and Howson pointed out that Rome had four legions in the neighborhood of the Euphrates. See their Life and Epistles of Paul, pag. 603, footnote 2. See also Tacitus, Anals, 4.5 and Josephus, Wars, 3.1.3 3.4.2 5.1.6 6.1.3 7.1.3. See Zuleika Rodgers, Making History: Josephus and Historical Method, (Leiden: Brill, 2006), p. 354. The four legions from the Euphrates were Legio IV (Scythia), V (Macedonia), VI (Ferrata), and X. ↩

Surveys conducted by Israeli archaeologist Yotam Tepper found Roman coins and roof tiles stamped with the name of the Sixth Legion. ↩

Some of the articles I have read are, Raymond W. Goldsmith, "An Estimate of the Size and Structure of the National Product of the Early Roman Empire," (Yale University) Walter Scheidel, "Roman Population Size: The Logi of the Debate," (Stanford University, July 2007) Whitney J. Oates, "The Population of Rome," Classical Philology, vol. 29, no. 2, (April, 1934), pp. 101-116 L. Friedländer, Roman Life and Manners under the Early Empire, trans. A. B. Gough (London: Routledge, 1913), IV, 17‑28 C. Herschel (The Two Books on the Water Supply of the City of Rome of Sextus Julius Frontinus [Boston: Estes, 1899]) Nic Fields, AD 69: Emperors, Armies & Anarchy, (South Yorkshire: Pen & Sword Books Ltd, 2014) Edwin M. Yamauchi & Marvin R. Wilson, "Census," in Dictionary of Daily Life in Biblical & Post-Biblical Antiquity, (Peabody, Massachuesetts: Hendriksen Publishers, 2014) Turchin, P., Scheidel, W., & Spencer, C. (2009). Coin Hoards Speak of Population Declines in Ancient Rome. Proceedings of the National Academy of Sciences of the United States of America, 106(41), 17276-17279. Retrieved from http://www.jstor.org/stable/40485178 Michael Grant, The World of Rome (Cleveland: World Publishing, 1960), http://www.questia.com/read/1506664/the-world-of-rome. ↩

Histories, Book III, says, "the ground was strewn with a vast number of mangled and lifeless bodies." But similar language can be seen all through books I-V. ↩

Paul Barnett, BEhind the Scenes of the New Testament, (Downer's Grove, Ill.: Inter-varsity, 1990), p. 158. ↩

Fields, Dr Nic (2014-03-31). AD69: Emperors, Armies and Anarchy (Kindle Locations 2447-2452 and 2461-2463). Pen and Sword. Versión Kindle. ↩

See calculations at http://penelope.uchicago.edu/Thayer/E/Journals/CP/29/2/Population_of_Rome*.html Estimates of the population range from a low of half a million to a high of eight million residents of the city of Rome. 1.25 million was an estimate first established by Gibbon, and is argued for in this essay using a variety of methods. ↩

Support Dr. Kayser

Biblical Blueprints runs on donations and coffee. You can help Dr. Kayser stay awake while working by buying him and his team more coffee.


Ver el vídeo: Errico Malatesta: Socialismo y anarquia (Mayo 2022).